Magisterio Books

No. 16. Currículo. Contextos, enfoques y prácticas



El término currículum fue utilizado por primera vez en un titulo de texto en la literatura pedagógica en 1924 por franklin Bobbitt, pero antes de el podría sospecharse que esta ya se desarrollaba sin haberse caracterizado ( Dewey en 1916, Kilpatrick en 1918). Desde entonces son muchos los autores que han aportado a la reflexion y a la práctica curricular y son muchas las tendencias que sobre el se han dado. El currículo ha sido comprendido como programación escolar, como guía educativa y de enseñanza, como preparación cultural, como experiencias escolares y de aprendizaje, como planeación institucional, como adaptación social, como contexto, como fin y objetivo educativo, como recurso y medio para lograr propósitos de la educación y la cultura, como selección y organización de conocimientos, como plan institucional de enseñanza- aprendizaje, como principios y propósitos de los procesos de formación integral y social. Sea cual sea la tendencia, todos los países demandan de su uso para poder operacionar los propósitos educativos y para definir las estrategias para formar el tipo de hombre propuesto y construir el tipo de sociedad deseada y, todos los centros educativos, de todo carácter y nivel, no pueden prescindir de el a la hora de encontrar las estrategias para llevar a cabo las metas propuestas en los PEI. Desde distintos enfoques el currículo se ha trabajado como sinónimo de plan de estudios, o de disciplina, o de producto, o de proceso, o de recorrido, incluso, como sinónimo de educación y hasta la institución educativa. Desde el se ha abordado el proceso formativo de los individuos, se han formado en valores socio- culturales, se han madurado procesos que atañen al ser, al saber y al saber hacer, se ha abordado el proceso de conocimiento, se ha planificado la enseñanza y el aprendizaje, se ha asumido la transversalidad y en ella la formación para la vida y la convivencia. Con el currículo se ha desarrollado la academia, se ha promovido la investigación, la construcción de conocimiento y la producción del saber. Ahora se piensa que es a través del currículo y de sus fundamentos o referentes (antropológicos, filosóficos, sociológicos, psicológicos y pedagógicos) que se pueden asumir posturas multi- pluri- inter y transdisciplinarias para cualificar las profesiones y la forma como éstas se operan para cualificar sus prácticas y se habla de competencias, desempeños, eficiencia, eficacia. Reflexionar sobre las nuevas tendencias curriculares, sobre los nuevos contextos que permiten la dinámica curricular, sobre los nuevos enfoques que la fundamentan y sobre las nuevas prácticas a través de las cuales el currículo se evidencia es un ejercicio que ninguna institución y ningún educador puede dejar de hacer, pues es a través del currículo y de su práctica que se producen los cambios y las transformaciones educativas y que se generan las nuevas formas de asumir estos cambios desde la pedagogía, la didáctica, la administración educativa y la evaluación. En este numero de la Revista Internacional Magisterio, excelentes expertos internacionales (de España, Chile, Argentina, México, Cuba y Colombia) abordan la problemática curricular y , desde nuevos contextos y enfoques, caracterizan nuevas prácticas y, desde su evaluación, propone nuevas tendencias que mantienen vigentes no solo al currículo, sino también lo que éste significa para la educación y para las instituciones educativas. Los invitamos a la lectura de nuevos contextos, enfoques y prácticas curriculares y a tomar una nueva postura crítica constructiva y prepositiva para fortalecer la dinámica curricular y, con ella, las transformaciones que la educación y las escuelas deben tener como respuesta a los cambios sociales, económicos, políticos, culturales, científicos, tecnológicos, ambientales y de todo orden, frente a los cuales la educación y los centros educativos deben pronunciarse,

Tabla de Contenidos