Magisterio Books

No. 20. Tecnologías de la información y la comunicación en la educación



Uno de los problemas cruciales de la educación y la pedagogía es su déficit tecnológico estructural. Curiosamente, los grandes desarrollos de la ciencia y la tecnología se instalan en otros sectores, y tardíamente llegan al campo educativo. Con frecuencia se habla de los grandes avances en la medicina, en la ingeniería, de la transformación de sus prácticas, de sus escenarios; pero también se dice que las aulas escolares han permanecido relativamente invariables, al menos, en el último siglo. Esto es parcialmente cierto; porque si bien, los cambios tecnológicos se han venido operando con cierta lentitud en el sector educativo; también es real, que desde hace varias décadas, ha habido esfuerzos significativos para incorporar tecnología en los procesos educativos. Han sido actores de estos esfuerzos gobiernos nacionales y regionales, como también numerosos educadores, investigadores y administradores. Las grandes invenciones humanas se concretan en la tecnología, la cual tiene por objeto facilitar el trabajo, o bien porque se economiza fuerza, se gana en precisión o porque se incrementa la velocidad de los procesos. En educación han incursionado diferentes generaciones tecnológicas: la radio, la televisión, el computador, la Internet, entre otras. Los educadores hemos visto con perplejidad estas incursiones, en algunos casos las hemos asimilado, en otras, las hemos criticado o las hemos padecido. Pensamos que la mejor postura es la de estudiar estos fenómenos, realizar las propias adaptaciones y generar los propios desarrollos. En este sentido se habla de apropiación, transferencia y creación: La relación entre educación y tecnología se puede abordar gradualmente en tres niveles. El nivel más elemental es la apropiación y uso de la tecnología, en ello se puede indagar sobre la racionalidad del uso. El segundo nivel lo constituye la transferencia, la adaptación de desarrollos tecnológicos para apoyar los procesos educativos, en ello conviene estudiar los tipos de tecnología que y su pertinencia en educación. El tercer nivel lo constituye la creación, el desarrollo de nuevos dispositivos tecnológicos para solucionar problemas de orden administrativo o pedagógico. Es en este último nivel en el cual se establecen las diferencias de desarrollo entre una profesión y otra. Uno de los indicadores de desarrollo e impacto social de una determinada profesión es el grado de desarrollo tecnológico, la creación e innovación para apoyar sus procesos. En el campo educativo numerosos docentes y administrativos se hallan comprometidos en esta tarea: en apropiar, transferir y crear tecnología. Pero, ¿hacia dónde enfocar los esfuezos? La problemática educativa se puede analizar en dos grandes vertientes, la de cobertura y calidad. La llamada educación virtual, bien orientada, puede contribuir a superar los déficit de cobertura especialmente en áreas geográficas donde se hace difícil el acceso de la educación presencial, también para atender poblaciones especiales que carecen del tiempo necesario para desplazarse a los centros educativos. La problemática sobre calidad es diversa; uno de los frentes lo constituyen los niveles de logro del sistema educativo, el cumplimiento de los fines y objetivos de la educación, que en últimas se traducen en el desarrollo de las competencias de los estudiantes. En este campo hay numerosos esfuerzos orientados al desarrollo de software para apoyar los procesos educativos. Las tendencias de desarrollo han venido evolucionando: tutores convencionales, micromundos, simuladores y recientemente tutores inteligentes. En el campo administrativo ha surgido una generación de programas para sistematizar la información que se genera en las instituciones de educación preescolar, básica, media y superior. El objetivo de estos sistemas es automatizar las funciones administrativas y proveer de información oportuna a docentes y estudiantes, así como facilitar la actualización de la misma. Las nuevas tecnologías de la información y las comunicaciones presentan tres núcleos de desarrollo: la Internet, la inteligencia artificial y la realidad virtual. Estos campos tienden a integrarse. Así que los creadores de tecnología en el campo educativo tienen un panorama prometedor. Por eso, desde la Revista Internacional Magisterio ofrecemos una variada gama de artículos que nos permitirán ilustrarnos sobre los diferentes frentes en los cuales se desarrolla la tecnología educativa. Estamos convencidos que con ello contribuiremos a comprender mejor los fenómenos pedagógicos y aportando de manera significativa a la transformación cualitativa de los procesos.

Tabla de Contenidos